EN VIVO

BÚSQUEDA DE CONTENIDOS


    

Escriba palabras (o partes de ellas) en cualquier orden, use letras mayúsculas o minúsculas, con o o sin acentos. Ver más
Buscar en los títulos
Buscar en los textos

EL NIÑO SALVAJE | FRANCOIS TRUFFAUT


Martes 14 de marzo, 15:00 horas 

Entregado por completo al mundo del cine no solo como director sino como protagonista de esta cinta, el cineasta francés Francois Truffaut rinde un homenaje a la tesis de Rousseau que expresa la necesidad de la sustitución del hombre natural por el hombre moral.


Escucha el debate de Cinemateca aquí


El objetivo principal de Truffaut en esta conmovedora cinta fue abordar la problemática educativa de los niños en situación de marginalidad, abandono, encarcelamiento o aislamiento. 

Una de las mayores inspiraciones para realizar esta peculiar obra vino de los textos del médico y pedagogo Jean Itard, un reconocido especialista del siglo XIX. La película refleja a partir de dichos escritos la atracción que los considerados salvajes ejercen sobre las civilizaciones, planteando un debate acerca de cómo deberían ser educados. 

El director francés utiliza técnicas cinematográficas como la voz en off para dar un tono documental, así como los cierres de iris del cine mudo, para contar la historia de un niño salvaje que fuera apresado en los bosques franceses y recluido en un instituto de investigación durante el invierno de 1978.

El niño tiene que adaptarse a un nuevo mundo, sin embargo la discriminación y los malos tratos de la sociedad complicaran más su integración a la vida civilizada como la conocemos. Pese a todo esto, el apoyo del doctor Itard, interpretado en la cinta por el mismo Francois Truffaut, hará más sencilla esta labor. El conflicto viene cuando el infante se pierde entre el deseo por recuperar su naturaleza salvaje y la nueva vida junto a su protector.

Esta película contiene además gran cantidad de elementos autobiográficos que dejan entrever algunos pasajes de la infancia complicada que tuvo el autor así como su evolución dentro del cine. 





 
 
 


    ABRE LOS OJOS